Porsche Taycan: así se llamará su primer coche eléctrico, basado en el Mission E

La firma germana ha aprovechado los actos de conmemoración del 70 aniversario de su nacimiento para dar a conocer algunos de sus proyectos de futuro. Uno de ellos, y seguramente el que más chirríe a los puristas de la marca, es la fabricación de un modelo completamente eléctrico. Su nombre será Porsche Taycan, estará basado en Porsche Mision E y llegará al mercado en 2022.

De esta manera, habrá que añadir a nuestra memoria un nuevo nombre cargado de simbología. Taycan hace referencia a un caballo joven y enérgico. Y para los que entiendan que este modelo eléctrico rompe con la tradición de la compañía, Oliver Blume, presidente del Consejo de dirección de Porsche AG, ratificó que este vehículo cumplirá con la filosofía de la marca de hacer vehículos deportivos y de prestaciones envidiables.

¿Nuevo referente entre los deportivos eléctricos?

Porsche Mission E

Aún falta mucho para conocer cómo será la versión definitiva del Porsche Taican. Sin embargo, desde Porsche ya han aventurado que contará con dos motores eléctricos síncronos que, juntos, rendirán 600 CV (440 kWh). Gracias a esta mecánica, gozará de una aceleración de 0 a 100 km/h en solo 3,5 segundos. Pero, no satisfecho con esto, alcanzará los 200 km/h en algo menos de 12 segundos.

Pero no todo será velocidad. Se adelanta que tendrá una autonomía de 500 km, según ciclo NEDC. Y que la búsqueda de las prestaciones no incidirá de forma negativa en la pérdida de capacidad de aceleración.

Inversión para saltar al siglo XXI

Porsche Mission E

La compañía ha duplicado la previsión de inversión hasta el año 2022. Así, finalmente destinará 6.000 millones de euros en los próximos cuatro años. Esta ‘sobreinversión’ se puede desgranar de manera que 500 millones irán al desarrollo y la creación de diversas variantes del Porsche Taycan.

Además, se invertirán 1.000 millones de euros en la electrificación e hibridación de la gama existente. Una partida de 700 millones irá destinada a la gestación de nueva tecnologías, infraestructuras y modalidades de conducción alternativa. Y, finalmente, los últimos 300 millones, serán para la expansión de los centros de producción.

Cambios a la vista

Porsche Mission E

Esta expansión ya está teniendo sus consecuencias. La central de Zuffenhausen (Alemania) ya está modernizando sus instalaciones para la producción del Porsche Taycan. Lo mismo sucede con el área de motores, que también acogerá la producción de la mecánica eléctrica.

Según ha señalado la compañía, esta inversión tendrá como consecuencia la llegada de 1.200 nuevos trabajadores.

Déjanos tus Comentarios