Así va el nuevo Honda HR-V

Así va el nuevo Honda HR-V

Para potenciar las ventas de la marca japonesa, el nuevo Honda HR-V regresa con una estética muy actual, carrocería elevada y solo tracción delantera.

Texto: J. Miguel Quintana

Las siglas HR-V proceden del inglés “High-Riding Recreational Vehicle”, un nombre que se ajustaba muy bien al concepto del modelo primigenio, lanzado en 1999, con una carrocería alta y diferente al resto, que se ofreció en versiones de tres y cinco puertas, con motor de gasolina y tracción delantera o total.
Ahora, llega la segunda versión, un nuevo Honda HR-V dispuesto a plantar cara a los veteranos del segmento, encabezados por el Nissan Juke, Mitsubishi ASX, Renault Captur, Opel Mokka o el reciente Mazda CX-3. Hasta los responsables de la marca japonesa admiten que han sido muchos los años de gestación, pero es cierto que el segmento sigue siendo uno de los de mayor crecimiento de ventas en todo el mundo y aceptará fácilmente un nuevo competidor, si, como es el caso, lo hace aportando frescura y calidad.

HONDA_HR-V_2

Buen diseño
El habitáculo está muy bien diseñado, con una instrumentación clásica, dividida en tres relojes, junto a una pantalla de 7,0 pulgadas, ubicada en el centro del salpicadero, que aloja las funciones de entretenimiento, sonido y, según el acabado, el sistema “MirrorLink”. Este último permite conectar el teléfono inteligente y utilizar el sistema de navegación, firmado por Garmin, con cartografía actualizable, sin cargo, durante cinco años. Los controles táctiles del climatizador están situados por debajo, sobre una superficie lisa en acabado “Piano Black”, demasiado propensa a la suciedad y los arañazos.
Llama la atención la elevada consola central, sobre la que está ubicada la pequeña y agradable palanca de cambios, que deja un hueco inferior, en el que se emplazan diferentes conectores USB, HDMI y una toma de corriente de 12 V. Por detrás, se sitúa el botón del estacionamiento electromécanico, que dispone del sistema “Brake Hold” para detener el vehículo durante las paradas, sin necesidad de pisar el freno, y se libera automáticamente al acelerar.
Las plazas traseras son amplias y disfrutan de un piso plano, gracias a que el depósito de combustible se encuentra bajo los asientos delanteros. Los respaldos traseros pueden abatirse hacia delante, como es habitual, pero las banquetas disponen de un sistema, denominado “Magic Seat”, que permite elevarlas contra los respaldos y generar más espacio de carga.

HONDA_HR-V_3

Gama limitada
La oferta mecánica se limita a dos propulsores: uno de gasolina 1.5 i-VTEC de 130 CV, atmosférico con inyección directa, doble árbol de levas y distribución variable, y otro, turbodiésel 1.6 i-DTEC de 120 CV, usado actualmente por el Honda Civic. Ambos están equipados con el sistema de parada y arranque automáticos del motor “Idle Stop” e incluyen, de serie, una caja de cambios manual de seis velocidades, digna de mención por la suavidad con que engrana las marchas y la precisión de los recorridos de la palanca de cambios.
El motor turbodiésel resulta especialmente agradable y más recomendable que el de gasolina, a pesar de contar con 10 CV menos. El mayor par motor disponible, cifrado en 300 Nm a solo 2.000 rpm, propicia una gran agilidad y poder de recuperación a la salida de las curvas, que, por cierto, aborda con la precisión de un turismo.
Con un sobreprecio de 1.000 €, el propulsor de gasolina puede incorporar una caja de cambios automática de variador continuo “CVT”, que monta un sistema para simular la existencia de siete velocidades. Al ser un motor atmosférico, necesita girar alto de vueltas para hacer su trabajo, lo que resta viveza en las reacciones, a la vez que eleva la sonoridad del motor.
Como era de esperar, el HR-V también está a la última en materia de seguridad, equipando, de serie, el asistente de frenada de emergencia automática en ciudad “CTBA” y la novedad del limitador de velocidad inteligente con reconocimiento de señales de tráfico, en los acabados más completos. Con este último dispositivo, la velocidad máxima del vehículo se adapta automáticamente a los límites marcados por las señales de tráfico, activando los frenos de forma suave y progresiva. Si la velocidad supera el límite en 3 km/h, sistema emite una señal sonora y otra luminosa.

HONDA_HR-V_4

Fórmula ganadora
La marca japonesa adopta la receta del éxito: un modelo tan válido para ciudad como para realizar largos trayectos por carretera, con un tamaño contenido. Todo, reforzado por unas líneas robustas y atractivas, con un puesto de conducción elevado, suficiente espacio para cinco adultos y un maletero con 470 litros de capacidad; uno de los más grandes de la categoría.
Llega a los concesionarios este mes, con una gama dividida en tres acabados: “Comfort”, “Elegance” y “Executive”. Los precios arrancan en los 21.200 €, del 1.5 i-VTEC Comfort, a los que habría que descontar 2.000, ofrecidos por la marca como campaña de lanzamiento.

 

HONDA HR-V 1.6 I-DTEC 120 CV COMFORT
Tipo de motor Diésel, 4 cilindros en línea, turboalimentado
Cilindrada 1.597 cm3
Potencia 120 CV a 4.000 rpm
Par máximo 300 Nm a 2.000 rpm
V. máxima 192 km/h
Aceleración 10,0 s (0 a 100 km/h)
Consumo 4,0 l/100 km (mixto)
Medidas 4.294 / 1.772 / 1.605 mm
Neumáticos 215 / 60 R 16
Peso en vacío N.D.
Maletero 470  l
Precio base 23.000 €
Lanzamiento Septiembre de 2015

 

HONDA HR-V 1.5 i-VTEC 130 CV COMFORT
Tipo de motor Gasolina, 4 cilindros en línea, atmosférico
Cilindrada 1.498 cm3
Potencia 130 CV a 6.600 rpm
Par máximo 155 Nm a 4.600 rpm
V. máxima 192 km/h
Aceleración 10,2 s (0 a 100 km/h)
Consumo 5,6 l/100 km (mixto)
Medidas 4.294 / 1.772 / 1.605 mm
Neumáticos 215 / 60 R 16
Peso en vacío N.D.
Maletero 470  l
Precio base 21.200 €
Lanzamiento Septiembre de 2015

Déjanos tus Comentarios