Funde en una tarde el coche con el que su marido había recorrido 5 millones de kilómetros

Funde en una tarde el coche con el que su marido había recorrido 5 millones de kilómetros

 

Pocas personas pueden decir que han conseguido marcar cinco millones de kilómetros en su cuentakilómetros. Irv Gordon, un profesor canadiense de ciencias ya jubilado, ha logrado este récord con su Volvo P1800 del año 1966. Por si no te haces una idea de la distancia que supone, equivale a dar 120 vueltas alrededor del mundo.

Su último trayecto largo ha sido hasta Alaska, en Estados Unidos. Poco le duró la alegría, ya que, poco después, un despiste de su mujer provocó el adiós definitivo a su coche. A Irv le consuela que, por lo menos, ha logrado alcanzar el objetivo de su vida, que se marcó cuando vio que su vehículo no le daba prácticamente problemas técnicos.

Un error debido a los nervios

El canadiense no dejaba que nadie tocara su coche, pero su mujer necesitaba ir al supermercado y tenía su vehículo en el taller. Como el hombre tenía las piernas cansadas después de haber recorrido más de 1.000 km en un día con 73 años, le acabó dejando el coche ya que ella no accedió a ir a comprar en taxi.

A Nancy, su esposa, le pudieron los nervios y, al ir a coger el coche, aceleró a máxima velocidad con el freno de mano puesto. Eso fue demasiado para el Volvo, que dejó de funcionar al instante. Al ver lo que le había pasado a su coche, a Irv lo tuvieron que ingresar en el hospital por un ataque de nervios.

A pesar de esto, no le guarda rencor a su mujer, ya que, por lo menos, pudo cumplir su objetivo antes de que el coche dejara de funcionar. Uno de los hijos de la pareja ha confirmado que su padre ya se encuentra mejor de salud y esto se convertirá, con el tiempo, en una anécdota más que contar en las reuniones familiares.

Escribe tus Comentarios