Ford S-MAX: lujo familiar

Ford S-MAX: lujo familiar

Aunque lleve muchos años presumiendo de la mejor dinámica del segmento, ahora, el Ford S-MAX estrena motores y una tecnología de vanguardia.

Texto: Gregorio Arroyo

El éxito del Ford S-MAX siempre ha residido en combinar el espacio y la modularidad de un gran monovolumen, con una agilidad próxima a la de un turismo. Ahora, en su segunda generación, llega con pasaporte español, se fabrica en Almussafes, y con una nueva plataforma, la misma del Mondeo, por lo que el conjunto resulta todavía más dinámico.
Asimismo, también permite incorporar nuevas tecnologías, como la dirección de asistencia y desmultiplicación variable, en función de la velocidad o una suspensión adaptativa, con tres modos de uso: “Confort”, “Normal” y “Sport”. Otra novedad es el sistema de tracción total que, de momento, sólo está disponible con las variantes turbodiésel de 150 y 180 CV.

Ford S-MAX_2

Potencia para todos
El S-MAX ofrece cuatro versiones turbodiésel, todas sobre la base del motor de cuatro cilindros 2.0 TDCi, con 120, 150, 180 y 210 CV; en este último caso, con dos turbos. Entre las opciones de gasolina, la apuesta pasa por dos propulsores, también de cuatro cilindros y turboalimentados: 1.5 EcoBoost, con 160 CV y 2.0 EcoBoost, con 240.
La caja de cambios es manual de seis velocidades, salvo en las dos versiones más potentes. En el caso del 2.0 EcoBoost recurre a una caja automática con convertidor de par, de seis marchas, mientras que el 2.0 TDCi Bi-turbo apuesta por la transmisión automatizada de doble embrague “PowerShift”, también de seis. Esta última está disponible, en opción, para los 2.0 TDCi de 150 y 180 CV.

Ford S-MAX_3

Espacio y tecnología
En el habitáculo, rematado con mayor calidad, cambia el salpicadero y el cuadro de mandos. De serie, presume de siete plazas, aunque se puede renunciar a las dos últimas con una rebaja en la factura de 750 €. Los asientos de la segunda y la tercera fila se abaten, cómodamente, pulsando unos mandos situados en un lateral del maletero.
El equipamiento se enriquece con un sistema de alerta ante colisiones inminentes con asistente de frenada de emergencia automática, unos faros con tecnología de tipo LED adaptativos o sistemas como el de control del ángulo muerto, el de alerta por cambio involuntario de carril o por cansancio del conductor. También, con un control de velocidad de crucero “inteligente”, que ajusta el límite, automáticamente, gracias a la información de los sistemas de reconocimiento de señales de tráfico y de navegación.

Ford S-MAX_4
En nuestra toma de contacto, pudimos conducir la versión 2.0 TDCi de 180 CV, que muestra un gran equilibrio entre prestaciones y consumo. Todo, con un confort de marcha y un dinamismo sobresalientes. En resumen, cualidades que invitan a decantarse por este modelo, que está a la venta desde los 31.900 € que anuncian las versiones 2.0 TDCi, de 120 CV, y 1.5 EcoBoost, de 160, ambas con acabado “Trend”.

Y antes de conocer más datos técnicos del nuevo Ford S-MAX, disfruta del video de presentación del monovolumen de la marca del óvalo:

FORD S-MAX 2.0 TDCI 150 CV TREND 7P
Tipo de motor Diésel, 4 cilindros en línea, turboalimentado
Cilindrada 1.997 cm3
Potencia 150 CV a 3.500 rpm
Par máximo 350 Nm entre 2.000 y 2.500 rpm
V. máxima 198 km/h
Aceleración 10,8 s (0 a 100 km/h)
Consumo 5,0 l/100 km (mixto)
Medidas 4.796 / 1.916 / 1.655 mm
Neumáticos 235 / 55 R17
Peso en vacío 1.650  kg
Maletero 285 l
Precio base 33.900 €
Lanzamiento Julio de 2015

 

Versión Potencia Precio desde
Gasolina
1.5 EcoBoost 160 CV 31.900 €
2.0 EcoBoost Aut. 240 CV 39.500 €
Diésel
2.0 TDCi 120 CV 31.900 €
2.0 TDCi 150 CV 33.900 €
2.0 TDCi 180 CV 38.000 €
2.0 TDCi Bi-turbo PowerShift 210 CV 42.000 €

 

Escribe tus Comentarios